Podemos y En Común, de Aragón y Cataluña, plantean en el Congreso la paralización del Plan Hidrológico del Ebro y se manifestarán el domingo en Amposta

Los representantes de En Común-Podem Podemos-Alto Aragón en Común y Podemos -Aragón en la Cámara presentaban este miércoles una proposición no de ley, reclamando un nuevo plan, y alegando las afecciones medioambientales, la “mercantilización” de los derechos concesionales del agua y el riesgo de trasvases que plantea el actual

Xavier Domènech, Jorge Luis Bail y Pedro Arrojo, entre otros diputados de Podemos y las confluencias, presentaban públicamente esta iniciativa insistiendo en que la puesta en marcha de un plan sin consenso no puede ser realizada por un gobierno en funciones

También llamaban a la movilización de la Plataforma en Defensa del Ebro, el próximo domingo, día 7, en el Delta, en la que participarán junto a colectivos de Aragón y Cataluña
Los representantes de Podemos -Aragón, Podemos-Alto Aragón en Común y En Común-Podem en el Congreso de los Diputados han presentado en esta cámara una proposición no de ley para parar el Plan Hidrológico de la Cuenca del Ebro. Esta iniciativa insta a detener este plan -recogido en el Real decreto 1/2016, de 8 de enero, que revisa los planes hidrológicos de doce demarcaciones hidrográficas de todo el Estado-, puesto que, consideran, afecta gravemente los ecosistemas naturales del Delta del Ebro, preparan la “mercantilización” y “privatización” de los derechos concesionales del agua, y alimentan la posibilidad de trasvases. La misma proposición plantea la realización de un nuevo plan de cuenca, con criterios de participación, y respeto a las directrices europeas y sostenibilidad ambiental, técnica y económica.

Xavier Domènech, el altoaragonés Jorge Luis Bail, Pedro Arrojo y Félix Alonso, entre otros diputados de Podemos y las confluencias participaron este miércoles, 3 de febrero, en las Cortes, en el acto de presentación de esta iniciativa en el que explicaron que estos cambios, que no cuentan con consenso social, exceden las competencias de un Gobierno en funciones. Los diputados también han llamado a la movilización de la Plataforma en Defensa del Ebro, el próximo domingo, día 7, en Amposta, en la que estarán presentes junto a variados colectivos de Aragón y Cataluña.
Xavier Domènech, portavoz de En Comú-Podem en el Congreso, expresaba en ese acto que es incomprensible que un Gobierno en funciones como el del PP impulse de nuevo una iniciativa de estas características que podría tener fuertes consecuencias para el ecosistema del Delta del Ebro y el resto de territorios: “Un gobierno en funciones y aislado presenta una medida ilegítima que suena a antiguos Planes Hidrológicos ya parados”, manifestaba Domènech.

Pedro Arrojo y Jorge Luís Bail, por su parte, remarcaban su rechazo a que se utilice el agua como un arma de confrontación entre territorios, insistían en que en el transfondo de este plan está la “mercantilización” de los derechos de concesiones de agua “lo que supone, en la práctica, su privatización”; y recordaban que los procesos de planificación hidrológica de los últimos 15 años han buscado siempre alimentar los grandes trasvases, entre ellos el del Ebro, bajo el pretexto de la existencia de caudales excedentarios. La venta de derechos de concesión podría abrir la puerta a nuevas vías para ello, señalaban. También han recordado los tres informes negativos sobre los planes hidrológicos de anteriores gobiernos populares emitidos por la Comisión Europea.
Por su parte Félix Alonso, diputado por Tarragona de En común Podemos, destacaba que “este Plan sitúa el caudal del Ebro por debajo de los mínimos previstos para tiempos de sequía. Lo que sería la muerte del Delta”. También ha insistido en que el plan “no cuenta con la gente del territorio” ni con sus necesidades.

En la Proposición No de Ley, se propone un nuevo Plan basado en otros parámetros: adecuación y cumplimiento con las directivas europeas de agua, aves y de hábitats; tener en cuenta las recomendaciones de la Comisión Europea realizadas en el informe de marzo 2015 y en las posteriores cartas de intercambio entre el gobierno de España y la Comisión; revisar los caudales ecológicos; revisar la viabilidad técnica y ambiental de las nuevas infraestructuras de regulación teniendo en cuenta los informes de la Comisión; revisión de la estrategia de recuperación de costes, y participación plena y directa de la ciudadanía en su elaboración de este Plan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *